Compartiendo un mundo de tendencias

Fuencisla-Clemares-Google-Tendencias.jpg

FUENCISLA CLEMARES

Hace un tiempo leí una cita que decía "compartir la pasión del otro es la mejor manera de conocerle". Y esta es precisamente mi intención, compartir con vosotros de manera periódica temas de interés, tendencias y, en definitiva, reflexiones relacionadas con la transformación digital que, prácticamente todos vosotros estáis abordando actualmente en vuestros negocios. Y es que 2017 viene cargado de cosas interesantes. Hoy, me gustaría reflexionar sobre lo que viene a partir de las grandes tendencias vistas en el CES 2017 de las Vegas que ha tenido lugar en el mes de enero.

El año pasado en el CES dijimos que pensábamos que, hasta la fecha, sólo habíamos recorrido el 1% del camino de la transformación que la tecnología iba a producir en nuestras vidas y negocios. Desde entonces, las bases de la aceleración para el próximo 99% se han establecido en su totalidad gracias a la combinación de: 1) Inteligencia artificial + 2) Móvil + 3) Realidad Virtual/ Realidad Aumentada. Estos tres elementos juntos van a requerir que todas las empresas re-imaginen y pongan a prueba el futuro de su negocio.

Primer gran tema: Ser útil y relevante en el móvil transformando la experiencia actual

En nuestra opinión, los teléfonos inteligentes tienen un gran potencial todavía por explotar. Se trata de una plataforma global, con sensores complejos que nos deberían permitir reinventar la mayoría de las experiencias que ofrecemos a nuestros usuarios. Sin embargo todavía estamos haciendo un uso muy limitado de sus capacidades y no hemos sido capaces de sacarle todo su jugo. Si lo pensamos bien, la mayoría del uso de los teléfonos se limita a unas pocas aplicaciones, generalmente de comunicación, entretenimiento y sociales, y las experiencias web para móviles todavía dejan bastante que desear.

¿Y bien? Existe una oportunidad increíble para convertir nuestro teléfono en un verdadero asistente personal utilizando las capacidades del teléfono, los datos y la Inteligencia Artificial para construir la experiencia que busca el usuario, incluso para sorprenderle. Es fundamental asegurar:

• Velocidad: Que las acciones se puedan hacer en un paso, un clic o un segundo. • Experiencia inteligente y consistente en todos los canales y que aprende de la información e iteraciones que se producen en todos los dispositivos o canales. • Inesperadamente práctico y útil, experiencias mágicas que fidelizan.

Compañías como Sephora, han transformado su experiencia, la compañía observó el comportamiento de sus clientes en tienda (siempre con el móvil en la mano) e incluyó en su aplicación opiniones sobre el producto, historial de compra e incluso cargar selfies simulando cómo quedaría el producto.

¿Estáis poniendo el foco suficiente en la experiencia móvil? ¿Habéis reinventado la relación con el cliente? ¿Habéis conseguido eliminar los puntos de fricción con el cliente gracias al potencial que ofrece el móvil? Este sigue siendo un tema de total actualidad y aún por resolver en la mayoría de las empresas.

Segundo tema: La evolución hacia experiencias inmersivas

El Internet de las cosas ha traído versiones conectadas de casi todo: desde televisores y termostatos hasta coches y neveras. A medida que los dispositivos conectados se vuelven omnipresentes, la importancia del propio dispositivo se desvanece. Digital nos rodea, está en nuestro día a día, y lo que importa es cómo los dispositivos trabajan juntos para resolver problemas más grandes para los usuarios.

Además, surgen nuevas formas de interactuar con los ordenadores, lo cual acelera estas tendencias. El progreso en el procesamiento del lenguaje natural significa que ya no se necesita un teclado. No importa donde estés - en casa, en el coche, en la oficina - basta con hablar con tu dispositivo. Las pantallas también son menos importantes, ya que la realidad aumentada y la realidad virtual ayudan a proporcionar servicios digitales sin importar dónde te encuentres.

¿Y bien? La oportunidad se centra en desarrollar soluciones inmersivas que ayuden a resolver los problemas del cliente aprovechando las nuevas tecnologías y creando un nuevo nivel de interacción y control por parte de los usuarios. En este sentido vamos a ver tres grandes tendencias:

• 1. La Inteligencia en el ambiente: Esperamos un crecimiento muy rápido de los asistentes virtuales, como Google Assistant que proporcionan una forma natural de trabajar con distintos tipos de dispositivos, independientemente de dónde se encuentre o de lo que quiera hacer. • 2. El Comercio Inmersivo: Lowe’s, una cadena de distribución de productos del hogar permite visualizar la nevera en tu cocina para confirmar si es lo que buscas. Google Tango combina distintos aspectos de realidad aumentada para permitirte moverte en el espacio. La integración de este tipo de aplicaciones traerá grandes oportunidades para sectores como el Inmobiliario o turístico. • 3. Nueva generación de soluciones: ya todos hemos oído hablar de soluciones como las de Whirlpool, tu lavadora se conectará a Amazon cuando necesite detergente, y realizará su pedido automáticamente.

Tercer tema: Acelera en todo lo que haces

Impulsados por la Inteligencia Artificial (IA), tenemos una oportunidad sin precedentes para ganar velocidad y resolver problemas complejos utilizando la potencia de los datos y las máquinas. Tendemos a hablar de revolución digital en términos genéricos, pero la realidad es que, aproximadamente cada 10 años, se produce un gran cambio tecnológico que provoca una revolución. Si echamos la mirada hacia atrás, esto se ha cumplido desde los años 80, y pensamos que estamos entrando ahora en la cuarta revolución digital. ¿Cuatro? os estaréis preguntando, vamos a repasarlas rápidamente.

En los años 80 con la adopción de los primeros ordenadores personales por parte de las empresas arranca la primera revolución digital que consiste en la "informatización" de algunos procesos dentro de las compañías. En los 90 se produce una adopción masiva de ordenadores personales y el lanzamiento de la web provocando la digitalización real de algunos sectores, la segunda revolución digital. La tercera llega a partir del 2007 con el nacimiento de los teléfonos inteligentes, el móvil supone una nueva revolución en la forma en que nos comunicamos, nos informamos, y en definitiva vivimos y crea una nueva disrupción en muchas compañías. Y es ahora cuando estamos entrando en la cuarta revolución digital, el mundo de la IA, en el que gracias al IOT y al móvil, la IA va a estar metida en nuestras vidas de una forma absolutamente natural.

¿Qué es esto de la IA? De forma muy sencilla podemos decir que dejamos de programar los ordenadores para realizar una tarea concreta y los programamos para que aprendan a resolver un problema. Gracias a la utilización masiva de datos y múltiples iteraciones son capaces de aprender y llegar al objetivo definido. La IA se aplicará próximamente en la solución de cualquier problema complejo en el que haya numerosos datos disponibles y podamos dar feedback a la máquina sobre el resultado de sus decisiones. La transformación que provoca esto es completa y exponencial ya que será aplicable a todos los sectores en una variedad inmensa de problemas. Estamos convencidos de que esto va a modificar cada negocio, tanto online como offline.

Como conclusión, hay grandes oportunidades en todas las industrias y organizaciones para utilizar las nuevas tecnologías que tenemos a mano (la IA, el móvil y las experiencias inmersivas), para abordar los retos que se nos presentan en nuestro negocio. Para hacer frente a estos desafíos es necesario volver a imaginar prácticamente todos los aspectos de nuestros negocios, acelerar el cambio y mantener a nuestros usuarios y clientes en el centro de todo lo que hacemos.

Como veis, cada año se nos presentan nuevos retos, pero también nuevas oportunidades que aprovechar. Nos espera un año interesante, ¿no crees?


FUENCISLA CLEMARES. Country Manager, Google.
Síguela en Linkedin y Twitter

 

BESTSELLERS